¿Hacen el trabajo sucio por ti en redes?

Comienzo este post cómo todos, con una hoja en blanco y una idea en mente.  Max Richter suena de fondo (por si te apetece escuchar) y me acompaña un cafetito caliente al lado del equipo.  Me viene a la cabeza la charla que tuve con mi hijo a primera hora de la mañana sobre el uso de redes, al poco rato la que tuve con #emociones @EliaGuardiola por Messenger y la promesa a la propuesta de mirar al frente lanzada en forma de actualización de estado de Albert Ramos en Facebook. Todo esto rematado con el tuit de sobremesa de @CurroCanete con una invitación a desconectar. Momento en el que escribo estas líneas.

A veces parece que todos queremos desenchufar gritando en alto a las redes.

Mi hijo Gabi, cómo la gran mayoría de los jóvenes (y no tanto), tiene una obsesión desmesurada por los likes.  Hoy estaba picado con su hermano porque en una composición Agus había tenido más interacción que él con otras suyas en Instagram. Mientras protestaba con pelusa y lo tomaba como una derrota, él revisaba el TL de IG mientras yo observaba en silencio como no se fijaba en aquellas fotos que podían ser más o menos buenas sino en las que más likes tenían en ese momento. Esa era su métrica, muchos likes  la foto es genial. Pocos, la foto es que es una patata.

Èlia me comentaba lo cansinas que resultan algunas actitudes. En referencia a las ganas que nos entran de bloquear a ciertas personas que bombardean con un ego subido de tono mientras el séquito de palmeros de detrás aplaude su actitud. Personas que dicen que hay que ser humildes y lo de humildad no forma parte de su día a día (o de su vocabulario).

Albert nos proponía a primera hora que:  “Hoy podríamos hacer una “promesa”: levantar más la vista del smartphone y admirar lo que hay a nuestro alrededor…“

Curro al mediodía lanzaba un tuit que animaba a que desconectásemos cuando nos viniera en gana. Estar constantemente en modo doble check azúl no es obligatorio, es solo una opción.

Todo está conectado y al final somos las decisiones que tomamos aunque algunas cuesten más que otras llevarlas a cabo.

En general miramos la superficie por comodidad cuando la profundidad se percibe a kilómetros.

Hoy he hecho mi optimización de Facebook mensual, aparte de todos los consejos que os doy en mis artículos voy a contaros algo más al hilo de esta reflexión. Tengo 47 contactos de Facebook en lista de restringidos, sin sumar los 10 que he eliminado. Y este post nace de un pensamiento: Si no existieran los filtros y algoritmos, el “por defecto” nadie haría el “trabajo sucio” por nosotros. Ese que deberíamos hacer casi a diario, el de ser sincero, con quién, cómo y porqué conectamos, para qué estamos y qué buscamos. En definitiva ser coherentes con lo que queremos y creemos con todas las consecuencias.

Conectados sí, esclavos de nuestras conexiones y notificaciones NUNCA.

En mi caso quizás sea ya el momento de eliminar a esos 47 que quisieron conectar no sé para qué y que inflar, inflan cifras que no conducen a nada.

Reconozcámoslo, es más cómodo que los algoritmos hagan el trabajo sucio por nosotros que decir y asumir que no te interesa alguien o no interesas. Si no actuamos en consecuencia siempre podremos echarle la culpa a las herramientas y plataformas.

¿Estamos dispuestos a utilizar las redes con voluntad y personalidad?

#Seguimos, promesa de meñique.

Anuncios

8 comentarios en “¿Hacen el trabajo sucio por ti en redes?

  1. Muy interesante la reflexión.
    A nivel usuario medio me parece que has dado en el clavo, pero para los profesionales del Socia Media y las empresas, en concreto las PYMEs, puede que sea un poco más complicado.
    Un saludo, me encanta el enfoque que das a tus entradas 😉

    • Efectivamente el enfoque es para usuarios inquietos. Hace bien poco tenía una charla con una compañera con la que colaboro habitualmente. Las redes sociales a nivel profesional son como un tatami, con el paso del tiempo adquirimos conocimientos, diferentes técnicas y estilos que tenemos que aplicar en base a una serie de objetivos. Pero no olvidemos que la “materia prima” con la que tratamos es con seres humanos, personas que no quieren que entremos a su cocina sin pasar por el pasillo. Todo debe ser sutíl, sin meter embudos por el ojo. Al final nuestro arte no es engordar informes de cifras. Cuanto más comprendamos y tratemos de tú a tú al usuario de base mejores resultados tendremos en nuestro social media ya se sea más grande o pequeño.

      Yo creo que todo esto es un poco complicado para todos, pero el camino se recorre dando un primer paso y para darlo hay que ser consciente .

      Muchísmas gracias por leer, comentar y todo el feedback que me llevas dando durante mucho tiempo. Como decía hoy en Facebook al compartir la entrada ” Gracias especiales para los que estáis día a día inspirando ”

      Un gran abrazo Pedro

  2. Tatsu, días como hoy es bueno encontrar entradas hechas con tu filosofía, para retomar la serenidad.
    Este mundo está enrarecido( o es mi percepción) y como te comentaba en facebook,esta mañana, hay momentos que no sé por donde tirar, entiendo que aun me falta experiencia, pues aunque tengo una edad, he empezado mucho más tarde que la mayoría, pero diviso el horizonte y me encuentro muchos “expertos” que tienen mucho que desear y no comparto sus malas artes ,pues no predican con el ejemplo.Es tan difícil tener un referente del buen hacer en este mundillo, porque para los que muchos son referentes para mi son chupasangres y lo peor se alimentan gratis de pardillos que les comparten de forma compulsiva …para qué? Para subir el klout? No me gusta el patio, ni los de arriba ni los de abajo jajajaja ” que pesadita estoy hoy” al final acabaré vendiendo hamburguesas, sino me regresa la inspiración 😛
    Abrazo y feliz finde

    • Ninguno de nosotros nacemos aprendidos y hemos elegido el camino largo. Yo, como tú tengo mis temporadas. Bien lo dices que hay muchos “expertos” de postín que lo que quieren no es estar en la trinchera, lo que quieren es vivr a consta de enseñar sus artes de magia a séquitos con su charlatanería. Bien lo sabes, esto no se aprende en media hora de ponencia, ni con dos plantillas y un hootsuite eres ya SM. No te desanimes, de verdad. Cuando te esfuerzas, cuando te implicas y cuando peleas de verdad por unos principios y objetivos hay días que sí, te podrás sentie como te sentías ayer. Pero el esfuerzo SIEMPRE merecerá la pena. De todas formas para esos estamos los que estamos cerca, para hablar y ayudarnos y si mi entrada te ha servido de aliento me doy más que satisfecho por el texto redactado.

      Yo te soy sincero, llevo una temporada que me encuentro bastante mal de una lesión, me afecta al humor y la inspiración. Pero amiga, recuerda que “En cada sombra hay una luz” así que sigue tu foco que todo llega 🙂

      Besos a millones y gracias por dejar rastro y huella. Eres HUMANA, no cambies nunca Pury.

  3. Buenos #communitysan y comunidad.

    De nuevo tienes razón, el mantener “las listas” físicas o mentales limpias es como mantener el propio escritorio de trabajo ordenado. Cuanta más basura conserves sobre la mesa menos encontrarás lo que necesitas.

    #mirandoalfrente

    • Capitán, yo es que he aprendido mucho de ti y contigo; orden, personalidad y cabeza alta mientras se realiza la jugada. No queda otra, pero como a ti y a esta comunidad le gusta seguimos contando las cosas tal como las vemos y en este caso, con un café y un poco de música, se encadenaron estos pensamientos que espero puedan aportar otro granito más a este espacio tan grande en el que podemos convivir sin fondear en mares que no nos gustan. #Mirando al frente, seguimos navegando con tempestades y lo que haga falta.

      Un gran abrazo y GRACIAS por dejar tu huella a este espacio. Sabes que aquí hay un pedacito de ti.

      Buen finde #Capitan

Los comentarios están cerrados.